Hipertensión: consejos para empezar a cuidarla desde ya

Hipertensión: consejos para empezar a cuidarla desde ya

Las enfermedades cardiovasculares constituyen la principal causa de muertes humanas en todo el mundo. Luchar contra ellas ha sido un gran desafío, y a pesar de los esfuerzos aún estamos lejos de lograr mitigarlas. Sin embargo, la ciencia ha determinado varias vías por las que podemos reducir los riesgos, y una de ellas es evitar la hipertensión.

Y es que la hipertensión, bien conocida como presión arterial elevada, es un factor de riesgo importante para la enfermedad cardíaca y cardiovascular. Por lo general, se detecta ya avanzada, pero es totalmente prevenible a menos que haya condiciones congénitas. ¿Quieres aprender a evitarla y de paso llevar un estilo de vida más saludable y pleno? Te explicamos a continuación.

Evita el consumo excesivo de sal

La sal ciertamente puede dar un sabor espectacular a nuestras comidas, y no está mal usarla a menos que sea en exceso. Luce inofensiva en los saleros de la mesa, pero es fácil sobrepasar los límites diarios recomendados, y esto tiene consecuencias graves. Y es que su consumo excesivo está directamente relacionado con la hipertensión, por lo que reducirlo es una buena forma de prevenirla

No fumes

El tabaquismo figura entre las principales causas de trastornos cardiovasculares, pero aún así muchas personas siguen fumando en todo el mundo. Probablemente la ignorancia y la influencia del entorno juegan un papel importante en ello, por lo que no está de más resaltarlo. Una de las mejores formas de evitar la hipertensión y sus consecuencias es dejar de fumar. Si no lo has hecho, aún estás a tiempo.

Reduce el estrés

Si bien el estrés nos ayuda a cumplir nuestros objetivos, la regla es que no se haga perpetuo. Los niveles elevados de estrés se han vinculado con el aumento de la presión arterial, aunque los mecanismos no se comprenden del todo. En este sentido, un cambio de mentalidad, así como la práctica de meditación y terapia psicológica podrían hacer mucho como medidas preventivas de la hipertensión.

Haz ejercicio físico con frecuencia

El cuerpo humano no fue diseñado para estar en reposo; al contrario, cuenta con extremidades y una anatomía adecuada para el movimiento frecuente. Cuando permanecemos mucho tiempo estáticos, empiezan los problemas, y la hipertensión forma parte de ellos. Por esta razón, la actividad física destaca como un factor importante para prevenir esta enfermedad.

Mantén un peso saludable

La buena alimentación, el consumo moderado de sal y el ejercicio físico deberían llevarnos a un peso saludable que conviene mantener. El sobrepeso y la obesidad están también vinculados con la presión arterial elevada. Según Mayo Clinic, es posible reducir la presión arterial aproximadamente 1 mm Hg con cada kilogramo de peso perdido.

A propósito de ello, no solo es importante mantener el peso general saludable, sino reducir el radio de la circunferencia de la cintura. Los estudios han encontrado un vínculo estrecho entre esta molesta barriga y la presión arterial alta. Por ello, evitar alimentos que promuevan la inflamación y acumulación de grasa abdominal, así como ejercicios para tonificar, podría prevenir la hipertensión.

Respeta los horarios de sueño y duerme lo suficiente

Se cree que el descanso ayuda a nuestro cuerpo a regular las hormonas relacionadas al estrés y al metabolismo. Además, existe evidencia científica que sugiere que una mala noche de sueño aumenta el riesgo de hipertensión. De hecho, las personas que duermen seis horas o menos pueden tener aumentos más pronunciados de la presión arterial. Por tanto, dormir completo debe ser siempre una prioridad.

Reduce el consumo de cafeína

La mayoría de las personas disfruta de una o dos tazas de café diarias o, en su lugar, té verde. Otras, por su parte, prefieren sabores más divertidos como los de las bebidas energéticas. Sin embargo, aunque populares, la concentración elevada de cafeína en estas sustancias también parece influir en la hipertensión. Limitar su consumo también es velar por un estilo de vida saludable.

Como ves, para evitar la hipertensión no hace falta más que llevar un estilo de vida saludable. La alimentación, el sueño y la actividad física son indispensables, así como evitar el consumo de alcohol, nicotina y otras drogas. Y aunque parezca una meta imposible para muchos, es una decisión que vale la pena tomar. Con ello, sumaríamos años de vida y calidad de vida para experimentar más de este mundo efímero.

Cumplir años y la importancia de la dermocosmética...
 

Comentarios

No hay comentarios por el momento. Sé el primero en enviar un comentario.
Invitado
Miércoles, 01 Diciembre 2021
Si desea registrarse, por favor rellene los campos de nombre de usuario y nombre.

Imagen Captcha

By accepting you will be accessing a service provided by a third-party external to https://www.farmaproxi.com/